Distancia:                2 km (Ida y vuelta)

Altitud máxima:        1122 m (Frontón)

Altitud mínima:        1107 m (Ermita de Costana)

Desnivel:                15 m

Pendiente media:        1,3 %

Tiempo estimado:         30 minutos

 

Abandonamos Barbadillo descendiendo por el camino que sale a la altura del frontón, al final del pueblo. Pasamos junto a los escasos restos de una vieja ferrería y junto al campo de fútbol. Cruzamos el río Pedroso por el Puente San Juán, desde dónde podemos ver algunas truchas en el gran pozo del río, de aguas cristalinas. Allí seguimos hacia nuestra derecha, entre algunos majuelos y manzanos. El camino pasa pegado al cementerio y poco después llegamos a una curva dónde pasamos un portalón de madera que nos queda a la izquierda. Desde aquí ya vemos la Ermita de Costana al final del gran prado que tenemos que atravesar. El Cerro Motote domina el paisaje desde casi 300 metros más arriba. Normalmente la ermita está cerrada. Una casa se encuentra pegada a la ermita.

           A la vuelta, una vez en el Puente San Juán, podemos no cruzar el río y seguir rectos por un camino de tierra junto a algún haya, robles y majuelos. El camino nos deja en la otra parte del pueblo, junto al Puente Canto.